El beso es un acto misterioso y lleno de belleza, para que no te quedes atrás y seas una experta besadora, apunta los siguientes consejos:
Frutas, frutas y más frutas

Una de las mejores formas de practicar un beso es chupando una naranja ¡Créelo!

Paso 1

Corta a la mitad la naranja
Paso 2

Elige una mitad y colócala en tus labios.

Paso 3

Explora la naranja con tu lengua y exprime los gajos con tus dientes.

Tip extra: Los duraznos y los mangos también son frutas con las que puedes practicar.

Paleta de hielo

Chupar una paleta de hielo es otra forma de practicar un beso, el ejercicio consiste en que a través de tu lengua le debes dar forma a la paleta, (además ejercitas tus labios).
Paso 1

Chupa la paleta usando tu lengua hasta cambiar su forma.

Paso 2

Ahora, en lugar de usar tu lengua para chupar, usa tu labios.
Paso 1

Sostén un bombón mediano con tus labios

Paso 2

Trata de morder el bombón, sin que se mueva ni que se te caiga de la boca. El objetivo es que arranques un pedazo del malvavisco y tiene que estar todo el tiempo en medio de tus labios.
Paso 1

Pon el bombón en medio de tus labios

Paso 2

Con tu lengua haz movimientos circulares sobre el bombón (no debe moverse de lugar).